Tiroglobulina (Tg)

UNIDADES SI

UNIDADES TRADICIONALES



Unidades de medida
ng/mL, ng/dL, ng/100mL, ng%, ng/L, µg/L

La determinación de Tg se utiliza en el seguimiento del paciente tras la ablación del tiroides.

La tiroglobulina (Tg) es una glucoproteína con un peso molecular de aproximadamente 660 kilodaltons. Es sintetizada en grandes cantidades por los tirocitos y segregada a las luces de los folículos tiroideos. La producción de Tg es estimulada por la TSH, pero también la falta intratiroidal de yodo y la presencia de inmunoglobulina tiroestimulante promueven su formación.

La Tg cumple un papel decisivo en la síntesis de las hormonas tiroideas periféricas T3 y T4 debido a que contiene alrededor de 130 residuos de tirosina, algunos de los cuales pueden ser yodados a mono y diyodotirosina (MIT y DIT) en presencia de TPO (tiroperoxidasa) y yoduro. El acoplamiento posterior de MIT y DIT a T3 o T4 también tiene lugar en la matriz de Tg bajo la acción de TPO.

En el marco de la síntesis de Tg por los tirocitos y de su transporte a los folículos, la Tg puede llegar en pequeñas cantidades a la sangre, de modo que incluso personas sanas que no padecen afecciones tiroideas pueden presentar concentraciones bajas de Tg en sangre.

Se han descrito concentraciones elevadas de Tg en diferentes trastornos tiroideos tales como la enfermedad de Hashimoto, la enfermedad de Graves, el adenoma tiroideo y el carcinoma de tiroides. La determinación de Tg puede también contribuir a distinguir entre una tiroiditis subaguda y una tirotoxicosis provocada. En caso de hipotiroidismo congénito, la determinación de Tg puede permitir diferenciar entre la falta total de la glándula tiroidea y una hipoplasia tiroidea u otros estados patológicos.

La principal aplicación del análisis de Tg es el seguimiento posoperatorio de pacientes con carcinoma tiroideo diferenciado (CTD). Dado que la glándula tiroidea es la única fuente conocida de Tg, el nivel sérico de Tg descenderá a una concentración muy baja o indetectable tras la tiroidectomía total o casi total y la ablación con éxito con yodo radiactivo del tejido tiroideo residual. En pacientes que se hayan sometido a una tiroidectomía parcial, los niveles de Tg seguirán siendo mensurables dependiendo de la cantidad de tejido residual tras la cirugía. Los niveles detectables de Tg sérica tras una tiroidectomía total indican un CTD persistente o recurrente. En consecuencia, un aumento significativo de los niveles de Tg se interpreta como un signo de recidiva de la enfermedad.

Con el uso de ensayos de Tg de alta sensibilidad puede observarse un aumento del número de pacientes con resultados de tiroglobulina positivos, aunque los pacientes no muestren signos clínicos de enfermedad. Estos pacientes no pueden clasificarse como libres de enfermedad y deben ser vigilados conforme a las directrices actuales. Se han publicado diferentes valores de corte para la vigilancia de pacientes y para los pacientes con recidiva de la enfermedad que requieren diagnóstico y tratamiento. También pueden establecerse niveles de corte específicos del centro para adaptar las estrategias de seguimiento a la población local de pacientes y a la prueba de tiroglobulina empleada.

Todos los resultados de Tg deben interpretarse junto con la presentación clínica total del paciente, incluidos los síntomas, los antecedentes clínicos, los datos de pruebas adicionales (por ejemplo, ecografía del cuello, gammagrafía corporal total) y otra información pertinente.

Las determinaciones de Tg pueden verse influidas por la presencia de autoanticuerpos anti‑Tg que causan valores altos falsos o valores bajos falsos de Tg. Por consiguiente, se recomienza realizar determinaciones de anticuerpos anti‑Tg en todas las muestras para análisis de Tg para descartar esta interferencia.

Calculadora en línea de laboratorio. Convertir Tiroglobulina (Tg) de ng/mL, ng/dL, ng/100mL, ng%, ng/L, µg/L. Conversor de unidades convencionales (tradicionales) y unidades SI.  Tabla de conversiones (factor de conversión).